La Autoterapia: Tendencia de todos los organismos curarse por sí mismos

Oct 30 2013 @ 01:20am
Por: Spencer
Publicado en: Salud
Medicina: arte de entretener al paciente mientras la Naturaleza lo va curando. -Voltaire                  

Enfermo: hombre que comienza a apreciar su salud. -Berturelli

Enfermedad: planta rara a la cual los médicos no le han encontrado todavía su raíz. -M.A.

La naturaleza cura y el médico cobra. -Refrán

La naturaleza es el mejor médico porque cura todas las enfermedades y no le habla mal de sus colegas. - Galeno

LA CURACIÓN ESPONTÁNEA

La enciclopedia Británica, en su artículo sobre el cáncer, declara que la mayoría de las personas han sufrido, en alguna época de sus vidas, de cáncer; y se han curado sin siquiera saber que tuvieron esa enfermedad.

Cuando en una sociedad existe falta de atención a las personas, vivienda escasa y mala, pobre alimentación, falta de educación, suciedad, etc., muchas personas pierden el amor por sí mismas y por los demás, dejan de trabajar, se envician, roban y "contagian" a otras personas para que hagan lo mismo. Una sociedad así sufre "tumores" y acaba por consumirse.

De idéntica forma le ocurre a las células de la gran sociedad que es el cuerpo. Cuando la alimentación es chatarra: carne, mortadela, embutidos, fritos, vinagres, licor, etc., la contaminación de tóxicos es abundante; es ahí cuando faltan la mayoría de las potencias  y es ahí cuando faltan la mayoría de las potencias y es ahí cuando ocurre el desamor en la persona; entonces las células ?que son seres vivientes independientes con voluntad propia- deciden  no colaborar más: consumen, no aportan  y convencen a más células a que hagan lo mismo. Esto  es cáncer.

TODA ENFERMEDAD SE PUEDE CURAR

El Dr. Maurice Fishburg, eminente médico de Nueva York, dice en sus textos sobre enfermedades rebeldes: "Más del 98% de todas las personas  hemos tenido tuberculosis y otras enfermedades graves, en cualquiera de sus manifestaciones, y nos hemos curado sin saber que la tuvimos. "

En realidad han sido curaciones espontáneas; pero esto no quiere decir que se han ido solas sin razón. Si no hubiese sido por el sistema inmunológico que las atacó con armas poderosas, y empleando infinita inteligencia, esas enfermedades simplemente nos hubieran matado.

Hemos estado a punto de morir muchas veces en la vida y ni siquiera nos hemos dado cuenta porque el ángel salvador del organismo (sistema inmunológico) actuó de inmediato. ¿Por qué, entonces, no obra en algunos casos? Ya lo sabemos: falta de potencias.

LA MARAVILLOSA AUTOTERAPIA

La ciencia médica la conoce con el nombre de vis medicatrix naturae  y Carlos Brant, científico y filósofo grandioso de nuestra época, la denominó, simplemente, "Autoterapia". "Es maravilloso ?comenta  Brant- el esfuerzo titánico que hace el tejido celular para curar cualquier herida o expulsar un cuerpo extraño en el organismo."

Los cirujanos de hoy recomiendan como la mejor manera de curar las heridas dejar de obrar la Naturaleza. La congestión de diferentes órganos, la fiebre, los dolores en huesos y articulaciones, los abscesos, diarreas y vómitos son simplemente medios  de los cuales se vale el cuerpo para expulsar sustancias tóxicas o para avisarnos que algo estamos haciendo mal.

Desde que en los Estados Unidos se ha comenzado a examinar a los niños al entrar al colegio, se ha observado que más del 60% de ellos sufren insuficiencias cardíacas y se ponen buenos en forma espontánea. Otro tanto puede decirse del mal de Brigh, del asma y un sinnúmero de enfermedades, por no decir todas.

Realmente, ningún investigador duda en lo más mínimo que el organismo, con sus poderes de curación, puede terminar con cualquier enfermedad, sin ninguna excepción. Basta ayudarle y la Naturaleza se encargará del resto.

¿QUÉ ES LA ENFERMEDAD?

La enfermedad no es un error de la Naturaleza sino un propósito. Lo cruel del caso está en nosotros que no sabemos atender ese llamado sabio al cual le dicen síntoma, lo atacamos indiscriminadamente y allí sobreviene lo que realmente se llama enfermedad incurable, lo cual ya no es cuestión de Naturaleza, sino cuestión de error en nosotros mismos.

Hasta hoy ocurrió eso; ya vamos a colaborar amorosamente con la inteligencia infinita del cuerpo, afinándole los 12 poderes con que él trabaja. Contamos con la máxima medicina conocida de todos los tiempos: nosotros mismos.

Volver al Índice del libro: "Cómo Curar las Enfermedades Incurables"