Colapso Mundial del Petróleo y el Consumismo: Historia Repetitiva

Mar 01 2011 @ 12:52pm
Por: Felipe IV
Publicado en: Crisis petrolera

¿Qué ocurrirá si encuentran nuevos pozos?

Será peor porque la humanidad crecerá y consumirá el resto de las pocas selvas que quedan, la polución y la lluvia ácida matarán los cultivos, el calentamiento de la atmosfera enloquecerá más aun el clima y el roto en la capa de ozono se abrirá sembrando el cáncer por la faz del planeta.



Ya no seremos 8 mil millones sino diez o doce mil millones de personas consumidoras que arrasarán con el último árbol y contaminarán hasta la última gota de agua. Dejarán la atmosfera negra y las demás consecuencias cualquiera las puede calcular: Todo acto destructivo es autodestructivo para quien lo realiza.

Más petróleo no es símbolo de prosperidad: es echar más leña al fuego, es postergar la catástrofe humana para que sea cada vez mayor ya que de todas formas ocurrirá; y, entre más superpoblado se encuentre el mundo, tanto más cruel será la hecatombe.

A los gobernantes únicamente les interesa culminar sus gobiernos sin asustar a la gente, tapando la realidad y anunciando prosperidad, estimulando el crecimiento desorbitado... ya sabemos hacia donde. Cada cual postergará el problema para dejárselo al siguiente hasta que tiene que llegar el último el cual ya no podrá hacer nada.

Los mecanismos de recuperación del ecosistema han llegado a límites irreversibles y en vez de concientizar a la gente les prometen más petróleo. Los bancos nos alientan a crecer y crecer.

No se dan cuenta que, únicamente, una persona puede avanzar verdaderamente cuando su destructibilidad disminuye.

Brasil tratará de convertirse en una potencia con su nueva riqueza y sus ciudades crecerán rápidamente; la explosión demográfica será incontenible y en poco tiempo arrasarán con las selvas del amazonas: el último 20% del pulmón del mundo que quedaba. Ya no habrán frondosos árboles en sus selvas pero sus ciudades se tupirán lujosos e automóviles.

Por otra parte, cuando los países poderosos ven que un país menor rico en reservas natural brota petróleo en cantidad no puede disimular su envidia. Lo pueden considerar como una amenaza. No sabemos si a Brasil lo van a dejar disfrutar de su petróleo barato al ritmo de samba. No sabemos si el hecho les traerá pequeñas soluciones a corto plazo y problemas tremendos a largo plazo.

¿Hacia dónde va el mundo cuando encuentran más petróleo? ¿Será para bien? o para echar más dinamita a la gran bomba humana. La vida de de los bosques que quedan, la vida de las especies y nuestra vida están en manos de unos cuantos políticos, magnates y aliados religiosos, que no les importa sino el dinero.

Finalmente, el descubrimiento de nuevos pozos no es un símbolo de alivio para los que humanamente piensan; por lo contrario: derrocharlo constituye una irresponsabilidad de la gente actual en contra de los niños que están por llegar a este mundo.

LA HISTORIA SE REPITE



La Madre Tierra -como cualquier ser vivo que es-, siempre ha tenido que librarse de alguna especie dominante que amenace el aliento de vida que constituye su ecología: ocurrió cuando los dinosaurios se apoderaron de la Tierra: los herbívoros gigantescos tenían la posibilidad de acabar con toda la vegetación, y los descomunales y agresivos carnívoros estaban realmente diezmando a las otras especies animales que encontraban a su paso devastador.

Fue entonces cuando el planeta, utilizando un mecanismo que desconocemos, acabó abruptamente con esa poderosa especie para la cual no habían enemigos. Algunos dicen que se trató de un bólido meteórico, de esos mismos que ahora merodea la Tierra amenazándola cada vez en encuentros más cercanos.

Otros aseguran que se trató de un virus o enfermedad que atacó a las enormes bestias, y otros comentan que se trató de una acción más de los extraterrestres que se encargan calladamente de supervisar los mundos habitados y tomar acciones correctivas según el rumbo que vaya tomando la evolución natural. Lo único que sabemos en verdad de la desaparición súbita de la gigante especie de dinosauros destructores es que realmente ocurrió.

Lo extraño del caso es que, no les valió que fuesen gigantes, numerosos y poderosamente agresivos, fueron eliminados selectivamente, es decir, ellos solos, quedando vivos el resto de animales... ¡caso impresionante e inexplicable! Tal parece que alguna magnifica fuerza protege en un momento dado a los seres que no ofrecen ningún peligro para la salud planetaria y ataca únicamente a los destructores.

Como no todos los humanos sucumbirán y es una alentadora noticia: únicamente la mayor parte de la humanidad perecerá. Afortunadamente quedarán quizás uno de cada cinco mil individuos, y serán propiamente personas que por años han estado protegiendo la Tierra, dando ejemplo retirándose a eco-aldeas a vivir una vida simple, defendiendo a los animales, practicando el vegetarianismo y luchando en vano ante las miradas de desprecio de conformistas y optimistas ciegos que ven el futuro con un prisma rosado tallado por la ignorancia y la maldad.

¿Cómo sabrá esta clase privilegiada de mujeres y hombres pacíficos qué es lo que deben hacer y dónde pueden estar seguros cuando ocurra el pánico que causará la estampida apocalíptica que desatará la hecatombe humana sin precedentes? Reconocemos que este libro es catastrófico porque anuncia la catástrofe de las catástrofes de la humanidad donde las crueldades y angustias por venir no tienen paralelo en la historia, y se relataron con la crudeza que amerita la situación. Como toda regla tiene su excepción, los únicos 3 puntos positivos son, primero: se avisó con tiempo para un ínfimo número de personas que tienen la capacidad cambiar. -Con un puñado de personas excelentes bastará-.

Segundo: que el mundo y la Naturaleza se librarán de una gran plaga y, tercero: que logra anunciar los 4 libros que darán las claves a los elegidos por merecimiento quienes iniciarán la nueva era de sabios que poblarán y protegerán la Tierra para siempre. (No será el "Ángel del Señor" el que elija a los que mucho han rezado, sino que habrá una selección de los que correctamente han obrado.)

Ellos están siendo seleccionados y oportunamente sabrán lo que tienen que hacer; el resto perecerá de la más horrenda manera descrita en la pesadilla relatada, que pronto se convertirá en realidad... de ello no existe la menor duda.

EPÍLOGO EL MUNDO NO SE VA A ACABAR



Las especies dejarán de extinguirse, las selvas reverdecerán y se tupirán de frondosos y erguidos árboles que proclamarán su poder vitalizador al producir abundante oxígeno.

La Naturaleza herida tendrá la oportunidad de recuperase de los ultrajes y borrar sus cicatrices; los ríos dejaran de ser canales de pútridos excrementos humanos y esas venas de la naturaleza volverán a ser conquistadas por peces multicolores.

Las aves volverán a trazar sus caminos por el espacioso y descontaminado cielo, y las ballenas recorrerán los extremos oceánicos sin ser cazadas; los animales dejarán de ser esclavizados, torturados, masacrados y denigrados. No más abrigos de piel de zorro para vestir "zorras".

La capa de ozono comenzará a tejer y remendará su enorme roto. Los tornados se apaciguarán y los brutales ciclones achataran sus trombas de alto poder destructor convirtiéndose en suaves y agradables brisas marinas. Los rabiosos tsunamis no volverán a ser despertados de su apacible sueño oceánico.

El clima se recuperará tornándose generoso para los verdaderos dueños de la Tierra que son las plantas y los animales. Y el planeta volverá a sonreír. La Naturaleza reemplazará la sucia contaminación por el agradable perfume de flores silvestres multicolores que crecerán sin el temor de ser cortadas y vendidas para morir lentamente en las pútridas aguas de un florero.

Los pesados tanques acorazados y los veloces aviones de guerra, agotada la sangre negra que les daba vida, morirán en un cementerio de chatarra. Los descomunales tractores y las motos sierras que asesinaban las selvas serán devoradas por el óxido y la tierra descansará y reverdecerá.

El Mundo volverá a ser un paraíso porque no tuvo más opción que librarse en corto tiempo - brusca y súbitamente- de su más terrorífico y destructor enemigo, del virus de los virus: el hombre quien, con su peor excremento -el "progreso" absurdo y desenfrenado- ha dejado al planeta en el borde del abismo con la macabra intención de perecer con él, con tan mala suerte que les salió el tiro por el lado opuesto y se mataron ellos mismos.

Y una vez libre de los codiciosos... Allá va airoso en su paseo por la Galaxia el majestuoso Planeta Azul: lleva consigo una reducida pero excelente clase de mujeres y hombres buenos, sabios y por tanto compasivos.

Considerarán como hermanos menores a los animales y nunca jamás se volverán a alimentar de ellos.

Serán los formidables guardianes de la Tierra. No volverán a trazar fronteras de odio. Las guerras no serán más porque las naciones no volverán a existir.

Nadie volverá a utilizar ni una gota de petróleo para no ensuciar la tierra, y no volverán a utilizar dinero para no ensuciar sus almas.

Hablarán un solo idioma, el esperanto; y se regirán por una sola ley: la verdad.

... y sobre todo practicarán para siempre una sola religión: el verdadero amor.

FIN.

IR AL ÍNDICE: El Colapso Mundial del Capitalismo y el Estilo de Vida Consumista

Si no estas suscrito a Cherada.com, registrate hoy (es gratis) para recibir boletines diarios, conteniendo informacion actualizada de las tematicas del momento. Protegemos tu privacidad y puedes desinscribirte en cualquier momento. Registrate en: http://feedburner.google.com/fb/a/mailverify?uri=cherada&loc=es_ES