Ganador de las Elecciones de El Salvador, Presidente 2009-2014

Mar 14 2009 @ 05:28am
Por: Jose Pasayes
Publicado en: Política
Sin lugar a dudas, siendo que El Salvador como muchos países del mundo, tienen un régimen presidencialista, el número de votantes se incrementará el próximo domingo, pese a que, en la contienda sólo participan dos candidatos.

Uno que representa a un partido político que aspira a asumir la primer magistratura del Estado salvadoreño, desde la firma de la paz, el otro, que representa al partido que ha gobernado en los últimos 20 años.

El electorado salvadoreño tiene en sus manos el poder de decidir quien lo gobernará en el próximo quinquenio. Lo ideal es que esa decisión la haga sin presiones, por eso es que ayer concluyó la campaña política electoral, pero, también, que lo haga sin temores, por eso no debe ignorar, incluso, las amenazas que han y siguen recibiendo de empresarios, de funcionarios de gobierno y de matones.

Es cierto que muchos salvadoreños temen a un fraude, pensando seguramente en el pasado, en tiempos de la dictadura. Pero, esos electores deben saber que la mejor vacuna contra los temores de fraude es ir a votar masivamente. Por eso recomendamos que si un familiar no quiere ir a votar, si su vecino aún no ha asistido a las urnas, lo mejor que puede hacer es esa labor de convencimiento que el voto es un deber y un derecho. Que el peor error de un ciudadano, de una ciudadana, es dejar que otros, que unos pocos decidan por unos o por los apáticos.

Que la democracia la abonamos, con el voto, con la elección libre del candidato de las preferencias, del partido que ha presentado las mejores propuestas.

No ir a votar es avalar lo que tanto hemos criticado: que la democracia no avanza, que el ciudadano y la ciudadana no valen.

No ir a votar es aceptar, de forma complaciente o cómplice, que los salvadoreños decidan irse de su país porque el suyo no les da lo que necesitan. La Dirección General de Estadística y Censos (DIGESTYC) informó que desde 1992 hasta el 2007, alrededor del 40% de salvadoreños han abandonado el país, es decir, más de dos y medio millones de emigrados.

No ir a votar es aceptar, de forma complaciente o cómplice, que en El Salvador sigan asesinado gente. Según estadísticas, de 1992 a 2008, han ocurrido más 75 muertes, es decir, casi o más víctimas mortales que durante los doce años de guerra civil.

No ir a votar es aceptar, de forma complaciente o cómplice, que producto de la corrupción se hayan amasado casi el presupuesto general de la nación de un año, es decir, cerca de tres mil millones de dólares.

No ir a votar es aceptar, de forma complaciente o cómplice, de que el 43% de la fuerza laboral salvadoreña se encuentre subempleada, mientras que el 7% esté desempleada. O que sólo dos de cada diez tengan un salario digno, según organismos internacionales.

En fin, hay muchas razones para que Usted votante salvadoreño, acuda a las urnas para decidir quien o como quieren que lo gobiernen en los próximos cinco años.

Si no estas suscrito a Cherada.com, registrate hoy (es gratis) para recibir boletines diarios, conteniendo informacion actualizada de las tematicas del momento. Protegemos tu privacidad y puedes desinscribirte en cualquier momento. Registrate en: http://feedburner.google.com/fb/a/mailverify?uri=cherada&loc=es_ES