Los primeros 100 dias de Obama

Apr 26 2009 @ 05:35pm
Por: MoNyKa ViLlAlTa
Publicado en: Noticias

Barack Obama ha aprovechado sus 100 primeros días en el cargo para establecer los cimientos del resto de su presidencia. El tiempo juzgará el éxito de sus primeros tres meses en resolver los retos que afronta Estados Unidos.
Obama, que llegó a la Casa Blanca en medio de una enorme expectación, ha dado esperanzas a sus compatriotas de que el futuro será mejor, se ha mostrado al mando de muchos asuntos y ha dejado ver una madurez tranquila que muchos no habrían esperado con sus 47 años.
Pero aunque sus partidarios están extasiados, no ha conseguido romper la división partidaria que atenaza Washington. Cuando ha habido que tomar decisiones duras, se ha aliado con el Partido Demócrata en el Congreso, lo que ha llevado a los republicanos a creer que la idea del bipartidismo de Obama consiste en que ellos acepten sus ideas.
"Creemos que en los tres últimos meses hemos ofrecido muchas soluciones mejores que las que han sido propuestas por el Gobierno", dijo John Boehner, el líder de los republicanos en la Cámara de Representantes. "Por desgracia, han preferido actuar solos".
En un despliegue de actividad, Obama ha dedicado estas semanas desde que la histórica ceremonia del 20 de enero, que llevó al primer negro al poder, a intentar resucitar la economía y solucionar la crisis financiera.
Logró una rápida aprobación en el Congreso de un plan de estímulo de 787.000 millones de dólares (casi 600.000 millones de euros) cuyo efecto sobre la economía aún no se ha hecho sentir. Además ganó la pelea para un presupuesto de 3,55 billones de dólares para el año fiscal 2010, conmocionando a los halcones del déficit porque generará un déficit de más de un billón de dólares.
En sus recientes viajes a Europa e Iberoamérica ha intentado mejorar la imagen de Estados Unidos, diciendo a los europeos que está dispuesto a escuchar sus opiniones, y en la cumbre de las Américas, saludó al presidente de Venezuela, Hugo Chávez, conocido por su retórica antiestadounidense.
"Lo que podemos ver es que ha establecido un tono nuevo y que ha conseguido algunas cosas significativas", dijo Larry Sabato, profesor de ciencia política en la Universidad de Virginia. "Pero lo que los 100 primeros días no hacen es predecir el curso del resto de su presidencia".
MARCA ARTIFICIAL
En gran medida, los 100 primeros días de una presidencia son una marca artificial, pero es un momento en el que se tiene la mejor ocasión de utilizar la influencia y el capital político logrado con la victoria electoral.
Rechazando las críticas de que está intentando hacer demasiadas cosas a la vez, Obama ha comenzado a intentar reformar el sistema sanitario estadounidense, luchar contra el cambio climático y mejorar la educación, asegurando que son parte de la lucha contra la recesión.
En sus 100 primeros días, su impopular predecesor republicano, George W. Bush, aprobó unos importantes recortes de impuestos a pesar de la ajustada mayoría con la que llegó a la Casa Blanca en 2001 tras la amarga contienda del recuento en Florida con el demócrata Al Gore.
Lo que ha diferenciado los primeros tres meses de Obama ha sido su intento no solo de luchar contra la recesión, sino de afrontar otros problemas importantes al mismo tiempo.
"Si uno tuviera que escoger una palabra que describiera sus 100 primeros días, sería 'creativa'", dijo el estudioso presidencial Stephen Hess, profesor en la Universidad George Washington. "No han sido como otros 100 días, ha intentado hacer una cantidad increíble de cosas".
Los estadounidenses le han dado margen de maniobra. Según un sondeo de Gallup, tiene una media de aprobación del 63 por ciento en este periodo.
Andrew Kohut, director del Centro de Investigación Pew, dijo que Obama y el símbolo republicano Reagan tienen mucho en común, ya que personalmente son mucho más populares que sus programas.
"Sus niveles de aprobación permanecen altos aunque está proponiendo un cambio radical sobre el papel del Gobierno que tiene muchos escépticos", afirmó.